La sede corporativa de Bayer para España y Portugal, primer centro de la compañía en alcanzar la neutralidad de emisiones CO2

MADRID, 01 (SERVIMEDIA)

La sede de Bayer en Sant Joan Despí, en Barcelona, se ha convertido en el primer centro de la compañía en España en alcanzar la neutralidad de emisiones de CO2.

El compromiso continuado con la revisión de sus infraestructuras con criterios de eficiencia energética, reducción de residuos y máximo aprovechamiento de recursos naturales, han sido factores claves para la consecución de este hito en este centro que también ha avanzado en el impulso de la acción medioambiental de impacto en el ecosistema local.

Así, las emisiones residuales se han neutralizado gracias al acuerdo con la asociación sin ánimo de lucro Reforesta para limpieza, reforestación y mantenimiento de parques naturales en Cataluña.

El acuerdo cuenta con la Diputación de Barcelona como entidad colaboradora, y supone una donación de 20.000 euros para la reforestación en el Parque Natural y Reserva de la Biosfera de El Montseny y en el Parque del Montnegre y el Corredor.

La neutralización es una acción que actúa sobre el remanente de emisiones de gases de efecto invernadero que no ha sido posible eliminar. Una de las formas de llevarla a cabo es plantar árboles porque aproximadamente la mitad del peso en seco de un árbol es carbono obtenido del CO2 atmosférico.

La consecución del objetivo de neutralización se ve condicionada por la supervivencia de los árboles plantados, por lo cual es esencial contemplar el mantenimiento de la reforestación.

En este sentido, la reforestación llevada a cabo por Reforesta con el apoyo de Bayer suma a la neutralización otro importantísimo objetivo: la restauración del ecosistema mediante la protección del suelo y la plantación de una notable variedad de especies para mejorar la biodiversidad.

En 2021, el centro multiplicó su inversión hasta alcanzar los cerca de 3 millones de euros, para adaptar su infraestructura al nuevo concepto de trabajo flexible y revisar sus instalaciones con criterios de sostenibilidad, con acciones como la sustitución de toda la tecnología climatizadora que permitió ahorrar el equivalente al consumo de 19 hogares españoles en un año.