Sólo el 4,5% de las empresas españolas tiene un plan de pensiones de empleo

– Según explica UGT, que destaca que los modelos de retribución flexible deben complementar la retribución fija, no sustituirla

MADRID, 08 (SERVIMEDIA)

El responsable de Digitalización de UGT, José Varela, destacó este martes que «sólo el 4,5% de las empresas de nuestro tejido productivo tiene un plan de pensiones de empleo», mientras que sólo un 10% de los trabajadores tiene la posibilidad de acogerse a uno de ellos.

Así lo manifestó Varela durante el debate ‘Retribución flexible y convenios’, organizados por IFP, Atresmedia Formación y la Organización Internacional de Directivos de Capital Humano.

Además, apuntó que dos de cada tres cuentas de planes de pensiones de empleo no realizaron ninguna aportación durante 2021, «lo que nos viene a decir que solo un 3% de los trabajadores tiene un plan realmente funcional», según Varela.

Más allá de los planes de pensiones, el representante de UGT apuntó que, en 2021, poco más del 13% de las empresas contemplaba un modelo retributivo ligado a los resultados empresariales, y además, no era para todos los trabajadores. De hecho, solo un 7% de todas estas personas tenían por convenio un complemento salarial de estas características.

Para los casos de complementos sobre «cantidad o calidad del trabajo», en ningún caso llega a uno de cada cuatro trabajadores, según este experto.

No obstante, los modelos de retribución flexible, que incluyen elementos como los seguros de vida, las ayudas al transporte, los cheques de comida o los planes de pensiones, «son bienvenidos si lo entendemos como un complemento de la retribución fija, no como un sustituto. Es decir, si vienen a cubrir determinadas necesidades de las personas trabajadoras sin dejar de cubrir otras».

Además, señaló que estos planes «deben ser fruto de un acuerdo de negociación colectiva, porque es el mejor vehículo para ajustar todas estas posibilidades a las necesidades de las personas; y que se constituya un vehículo de control y vigilancia paritario para que exista una retroalimentación que garantice el buen funcionamiento de estas herramientas».

Para el responsable de Digitalización de UGT, para implementar estos modelos, «complicados de impulsar en la situación crítica que nos encontramos en cuanto a las subidas salariales a causa de la inflación que estamos sufriendo, hay que analizar múltiples factores, como la edad media de la plantilla, la retribución media de la misma, la deslocalización o concentración de los centro de trabajo o el teletrabajo, o la necesidad de centrarse en la transparencia y objetividad de las causas».

Factores que, según expuso, «deben concluirse con medidas de control, sea una comisión de seguimiento que valore como está funcionando, si hay áreas de mejora o si conviene cambiar algo en el futuro».