Prisión provisional para un yihadista que colaboró presuntamente en los atentados de Bélgica del 16 de octubre

MADRID, 27 (SERVIMEDIA)

El Juzgado Central de Instrucción número 2 de la Audiencia Nacional ha enviado a prisión provisional comunicada y sin fianza a Kamal Afouallah después de que prestara declaración. El hombre fue detenido por la Policía en Benahavís (Málaga) por su presunta vinculación con el atentado yihadista cometido en Bélgica el pasado 16 de octubre.

Según fuentes jurídicas, Afouallah colaboraba con el autor del ataque, que dejó dos víctimas mortales, en actividades relacionadas con el crimen organizado. Su arresto se ha producido en virtud de una Orden Internacional de Detención y Entrega emitida por las autoridades belgas, que le atribuyen delitos de tráfico de drogas y armas, blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal.

La Fiscalía, que solicitó la prisión provisional, le atribuye cooperación con el yihadista que el 16 de octubre de 2023 asesinó a dos personas en Bélgica, indicios de colaboración en los hechos y/o encubrimiento y falsedad documental. Según el Ministerio Público, en este caso hay un elevado riesgo de fuga, ante la gravedad de los hechos investigados.

La investigación ha sido coordinada por la Fiscalía de la Audiencia Nacional y dirigida por el Juzgado Central de Instrucción número 2, que ha decretado prisión provisional para el detenido este viernes.

Tras el atentado que sembró el terror en Bruselas, las autoridades belgas informaron a las españolas sobre la posible relación del autor del atentado, que fue abatido por la policía belga, con un fugitivo que podría ocultarse en el sur de España. Las investigaciones han establecido que el arrestado había trabajado con el terrorista en actividades relacionadas con el crimen organizado.

Quizás también te interese:  El Gobierno se someterá el miércoles a la primera sesión de control tras el 28-M

Las autoridades belgas buscaban al prófugo por delitos de tráfico de drogas y armas, blanqueo de capitales y pertenencia a organización criminal. El hombre, de nacionalidad belga y origen marroquí, fue localizado con la ayuda del CNI. En el registro de su vivienda se han incautado dispositivos electrónicos, documentación falsa y dinero en efectivo.