Bruselas denuncia a España y otros nueve Estados por no transponer el Código de las Comunicaciones Electrónicas

MADRID, 06 (SERVIMEDIA)

La Comisión Europea llevó este miércoles ante el Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) a España, Croacia, Letonia, Lituania, Irlanda, Polonia, Portugal, Rumanía, Eslovenia y Suecia por no haber transpuesto por completo ni notificado las disposiciones nacionales de transposición del Código de las Comunicaciones Electrónicas de la UE.

El Código Europeo de las Comunicaciones Electrónicas actualiza el marco regulador que rige el sector europeo de las telecomunicaciones para ajustarlo a los «nuevos retos». Según recordó la Comisión, entró en vigor en diciembre de 2018 y los Estados miembros tenían dos años para transponer sus normas.

«Es un acto legislativo fundamental para alcanzar la sociedad europea del gigabit y garantizar una participación plena de todos los ciudadanos de la UE en la economía y la sociedad digitales», añadió.

«En el trabajo, en casa o en la calle, los ciudadanos europeos quieren disfrutar de una conexión a internet que sea rápida y fiable. El Código moderniza las normas de la UE en materia de telecomunicaciones en beneficio de los consumidores y la industria mediante el estímulo de la competencia, el fomento de las inversiones y el refuerzo del mercado interior y de los derechos de los consumidores», abundó la institución comunitaria.

Tras la fecha límite de transposición del Código de las Comunicaciones Electrónicas de la UE, que era el 21 de diciembre de 2020, la Comisión incoó veinticuatro procedimientos de infracción mediante el envío de cartas de emplazamiento el 4 de febrero de 2021. El 23 de septiembre de 2021 remitió dictámenes motivados a dieciocho Estados miembros.

Hasta la fecha, los Estados miembros hoy denunciados no han cumplido aún sus obligaciones en virtud del Código de notificar a la Comisión sus disposiciones nacionales de transposición, por lo que la Comisión ha remitido estos asuntos al Tribunal de Justicia.

De conformidad con el artículo 260, apartado 3, del Tratado de Funcionamiento de la Unión Europea (TFUE), si un Estado miembro no transpone al Derecho nacional una Directiva adoptada por el Parlamento Europeo y el Consejo en el plazo establecido, la Comisión puede recurrir al Tribunal de Justicia de la Unión Europea para que imponga sanciones financieras.

Finalmente, la Comisión lamentó que no se haya efectuado la transposición, pese a que ha supervisado el proceso y ha proporcionado «amplias orientaciones y asistencia».

Además, destacó que el Organismo de Reguladores Europeos de Comunicaciones Electrónicas (Orece) ha elaborado y publicado directrices para facilitar la aplicación fructífera de las nuevas normas.