La Xunta renueva el Proyecto Fénix de intervención con menores que han cometido delitos de violencia de género

MADRID, 03 (SERVIMEDIA)

La Xunta y la asociación ALAR Galicia ha renovado por quinto año el Proxecto Fénix de prevención y reeducación de menores con medidas judiciales por violencia de género, con el fin de que no reincidan.

La Consejería de Promoción de Empleo e Igualdad de Galicia, a través de la Secretaría General de Igualdad de la Xunta, está llevando a cabo el Proyecto Fénix, un programa innovador que busca promover la intervención integral con menores de edad que han cometido delitos de violencia de género, con el objetivo de reeducarlos y prevenir futuros comportamientos violentos. Esta iniciativa, coordinada por la asociación ALAR, se ha venido desarrollando desde el año 2019 dentro del marco del Pacto de Estado contra la Violencia de Género, y cuenta con una financiación de 60.000 euros este año, 10.000 más que en la edición anterior.

La Xunta de Galicia trata de prevenir comportamientos violentos entre la juventud con el objetivo de eliminar conductas de nocivas hacia parejas o exparejas y disminuir las posibilidades de reincidencia. En este sentido, el programa educativo trabaja en la sensibilización de estos jóvenes en materia de igualdad de género y contra la violencia machista.

El Proxecto Fénix incorpora chicos derivados a través de la Fiscalía de menores, estableciendo una red de trabajo en todo el territorio gallego para dar respuesta directa e inmediata a las demandas de fiscales y jueces, preferentemente en los casos de menores con cargos penitenciarios por violencia de género. También está abierto a la intervención en centros de menores y centros de intervención educativa en medio abierto (Ciema), que trabajan en la atención integral con los menores infractores, especialmente adolescentes en situación de conflicto social.

Quizás también te interese:  El Ayuntamiento de Madrid pone 130 policías municipales para las fiestas de San Cayetano

Los jóvenes participan en intervenciones grupales o individuales que exponen el escenario actual de desigualdad, sensibilizan respecto a estas diferencias, facilitan la incorporación de la perspectiva de género en las relaciones sociales y tratan de mejorar sus habilidades sociales y actitudes. Esta iniciativa fomenta la rehabilitación de los menores agresores en casos de violencia machista aplicando la perspectiva de género y promueve la asistencia psicológica a los agresores desde el momento de la denuncia, para reducir el nivel de estrés y agresividad y prevenir daños a la víctima. Con este proyecto, la Xunta continúa en la línea de actuación de tolerancia cero respeto de la violencia contra las mujeres incidiendo en las situaciones que se producen desde edades tempranas.